lunes, 3 de noviembre de 2008

Franco Nero


Franco Nero, nacido Franco Sparanero (San Prospero, Parma, Italia 23 de noviembre de 1941) es un actor de cine italiano.

Pese a que si se hiciera una encuesta sobre el mejor actor del Spaghetti western, seguramente el gran publico elegiría a Clint Eastwood, Lee Van Cleef o a Eli Wallach, si la encuesta fuera solo con los verdaderos amantes del genero, podría perfectamente salir Franco Nero. Y es que, pese a no haber trabajado con Leone, el actor italiano logró una filmografia bastante extendida y con títulos y actuaciones muy logradas, que le ha llevado con el paso de los años a ser uno de los preferidos de los cinéfilos más conocedores del spaghetti western.

Despúes de acabar la carrera de Economía en Milan, pronto dejó el frió mundo de los números y comenzó en el mundo del cine con pequeños papeles y como modelo.
En el año 1966, aparece en la mítica "Django", del director Sergio Corbucci, actuación con la que logró saltar a la fama. Su personaje marca una estética y un nombre que a partir de ese año fue santo y seña del genero.

Ese mismo año rueda tres westerns más, entre ellos la fenomenal "Adiós, Texas".
Pese a que sigue trabajando en muchos géneros y estilos, jamás abandona al spaghetti, y a lo largo de una década sigue participando en proyectos del western.

En el año 76, cuando ya la cosa estaba acabada, él se acerca a Castellari. Después de una primera película muy fallida, "Los locos del oro negro", ese mismo año protagoniza la excepcional "Keoma". Y es que Castellari, quizás sin saberlo siquiera, cierra el western europeo con dos películas-homenajes al mismo, cada una de un estilo muy definido, el western serio y sucio, de la primera mitad, y las auto-parodias llevadass al surrealismo del final del genero.

Y aún despues del fallecimiento "oficial" del spaghetti western en el 76, Nero sigue rodando algunos acercamientos al western, y hasta en el año 1987 se atreve con la segunda parte "oficial" de Django. En el 93, se vuelve a poner bajo las ordenes de Castellari para "Jonathan de los osos".
Y todavía nos enseña más, como por ejemplo "El Ultimo pistolero", un gran cortometraje del año 2002.

Aunque Nero comenzó en el spaghetti western, su carrera ha sido muy larga, actuando en más de 150 películas, y logrando muchos premios y grandes actuaciones.
Con más de 60 años, el gran actor continua en la cresta de la ola, trabajando sin parar.


Filmografía SW:

1966- Django /// Reseña Adicional
1966- Adiós, Texas
1966- Tiempo de matanza
1966- Las pistolas del Norte de Texas
1968- Salario para matar
1970- Los compañeros
1971- Viva la muerte...tuya
1972- El sordo Smith y Johnny Orejas ( Los amigos)
1973- Colmillo Blanco (Zanna Bianca)
1974- Ritorno di Zanna Bianca
1976- Los locos del oro negro
1976- Keoma /// Reseña Adicional
1987- Django 2: El gran retorno
1993- Jonathan de los osos
2002- El Ultimo pistolero (cortometraje)


Photobucket

10 comentarios:

troncha dijo...

Esta claro que Nero es todo un referente en el mundo del SW, un grande en definitiva.

Saludos...

the man without eyes dijo...

Mi actor preferido de sw, vaya crack, pocos actores con tanto carisma he visto.

Keith dijo...

I'm a big fan of his. I watched him not long ago in Massacre Time.

Belane dijo...

Franco Nero tiene unos ojos impresionantes... Y a pesar de su edad es un hombre muy muy atractivo, más que uno joven...

Además de gran actor, su presencia impone. "Salario para matar" trabaja con Musante y es muy buena. Bueno, como todas las suyas.

Jesús dijo...

Para acabar bien el año, la tarde del 31 me puse un spaghetti: “Los amigos”, y tengo que comentaros que me pareció una peli muy floja.

La historia en principio es muy interesante: estamos en Texas en el año 1836, una vez arrebatado el territorio a Méjico Sam Houston se plantea anexionarlo a los EEUU, pero un ambicioso general apoyado por una potencia extranjera (Alemania) pretende dar un golpe de estado, erigirse en presidente de la república y mantener la independencia de ésta. Para abortar el plan Houston manda a dos hombres de su máxima confianza, el sordomudo Deaf Smith y su íntimo amigo Johnny Heras.

Pues bien, el comienzo prometedor con el asesinato de la totalidad de la familia, niños incluidos, que debía servir de contacto a los protagonistas, se ve pronto lastrado por uno de los guiones más ridículos que he padecido hasta ahora en los spaghettis vistos; así los primeros setenta minutos (la versión comprada dura noventa) son un puro relleno en el que se suceden escenas sin la más mínimo sentido y sin ninguna lógica: se supone que tienen que mantener el anonimato y lo primero que hacen es entrar en el saloon y organizar una pelea o ir al prostíbulo del pueblo donde Johnny a las primeras de cambio le cuenta sus planes a una prostituta de la que sin saber el porqué se ha enamorado, pero no contentos con esto el sordomudo se pasea a pleno sol y totalmente despreocupado por las calles y, claro, le pillan. Además hay que añadir otras escenas como en la que, a pesar de ser sordomudo, Deaf se dedica a espiar detrás de una puerta al general y al asesor alemán o en la que ambos amigos tienden una emboscada en pleno desierto al ejército rebelde y, de repente, aparecen unos niños jugando. Total un puro despropósito que está aderezado con frases del tipo “Necesito mi ración de hembra” o “Esta peste es la del auténtico macho” que provocan sonrojo.

En cuanto a la dirección de Paolo Cavara es muy corriente y bastante tiene con tener que rodar semejante guión escrito, por cierto, por él junto con Lucia Brudi, mientras que la fotografía es flojilla y la ambientación, a pesar de estar la peli distribuida por la Metro, acusa la falta de presupuesto del film.

Por otra parte, si el guión es, para mí, bastante malo, la banda sonora compuesta por Danielle Patuchi no le va a la zaga. Cuenta con un tema principal cantado por Ann Collin, totalmente inapropiado, que me recordó a las canciones que por esa época interpretaban Joan Baez, Bread o Carpenters pero más revolucionada, como si un antiguo disco de 33 rpm lo pusiéramos a 45. El resto de la banda sonora se limita a temas incidentales de escasa calidad o a repetir con diferentes ritmos la canción principal.

En cuanto a los actores, en principio una de las bazas fuertes, la verdad es que me han decepcionado. Anthony Quinn da la sensación de que viendo el desastre de peli se limitó a cumplir sin esforzarse demasiado, y a Franco Nero le he visto mucho más flojo que en otros spaghettis, tanto si hacía un papel más lacónico (“Django”,” Adios, Texas”) como si daba vida a un personaje más extrovertido (“Salario para matar”). El elenco se completa con dos féminas, Pamela Tiffin en el rol de una prostituta y una testimonial y anecdótica Ira Furstemberg, que apenas tienen personajes que defender.

Y a todo esto hay que añadir los errores de documentación porque en 1836 Alemania como tal no existía (puede ser un fallo de la traducción); el colt se acababa de patentar por lo que no creo que estuviera tan difundido, ni la gente familiarizada con su uso; y faltaban casi treinta años para que aparecieran las primeras ametralladoras Gatling.

Julio_Alberto dijo...

Acertado resumen de esa película, Jesús.
A mi se me hizo eterna, y me costó horrores acabar de verla.
Encima, salvo la parte final, la ausencia de tiroteos es hasta irritante...

Feliz año nuevo, Jesús, y gracias por tu comentario.

Anónimo dijo...

Nero es un actor al que sólo conocía de nombre (lo veía como el típico galán de cine europeo que de vez en cuando se hace las américas) y tal vez lo recordaba de alguna carátula e videoclub ochentero.

Conocía a Django de oídas, pero no asociaba al personaje con ninguna cara concreta. Y precisamente "Django" fue el primer Spaghetti que he visionado hace unos meses en mi acercamiento al género.

Para mí el decubrimiento de este actor me ha bajado a Eastwood del pedestal como emblema del Western europeo. Nero tiene mucha presencia (creo que en gran medida el arrollador éxito del personaje de Django se debe a su actuación); a pesar de sus limitaciones como actor, sabe ganarse la cámara y tiene suficientes recursos como para desenvolverse muy bien como pistolero duro, héroe de acción e incluso darle un aire cómico a sus personajes.

Es verlo en "Adios Texas" y en "Compañeros", por ejemplo y uno se da cuenta de que, aunque no sea un actorazo, sí que tiene recursos para hacer personajes bastante variados y siempre todos elos con un carisma muy especial. Además, es un tío que cuando está en pantalla llena la escena, pero compenetrándose muy bien con sus compañeros de reparto.

A ver si puedo visionar su obra maestra que me falta, "Keoma", que le tengo muchas ganas.

Por cierto, también en "Keoma" hay alguna escena en a que agarre una ametralladora en brazos y monte una orgía de destrucción? Porque parece ya como si fuera su firma personal.

Durango

Igor Hernández Peña dijo...

Desde luego, Fanco Nero es uno de los grandes de los SW, sobre todo con Django y Keoma.
Sin embargo tengo que decir que hace poco conseguí ver un SW tardío e inexplicablemente ignorado, dirigido por Enzo G. Castellari y protagonizado por Nero, nada menos que en 1993. El film se titula "JONATHAN DE LOS OSOS", en italiano "JONATHAN DEGLI ORSI", realmente es una auténtica maravilla y aconsejo encarecidamente que veais esta película, de la línea de Keoma pero con evidentes y brillantes correcciones de modernidad.
Filmada nada menos que en Rusia, sólo existe la versión en italiano, yo conseguí milagrosamente lo subtítulos en portugués y los traducí al castellano, me costó su tiempo, pero mereció la pena.

Echoes dijo...

¿Han visto el pseudo-western de Franco Nero "El Hombre, El Orgullo Y La Venganza"? En una escena el prota habla de cruzar el océano e irse a América. Uno puede pensar que ahí esta peli se puede transformar en western. Lástima que sólo llegó hasta la orilla XD

Rudy dijo...

Hola vaqueros han colgado recientemente en youtube "jonathan de los osos" en italiano subtitulada en español,la vi de chaval muy recomendable,saludos Rudy.