sábado, 29 de diciembre de 2007

VEINTE PASOS PARA LA MUERTE



Veinte Pasos para la Muerte
1970
Director:Manuel Esteba y José Ulloa
Reparto: Dean Reed, Alberto Farnese, Patty Shepard, Luis Induni, Maria Pia Conte, Marta May, Tony Chandler, César Ojinaga, Alejandro Ulloa, Gustavo Re, José Ignacio Abadal, Gaspar 'Indio' González, Elena Pironti, Fernando Rubio, Antonio Molino Rojo, Angel Lombarte, Marta Flores, Alberto Severi
Guión: Ignacio F. Iquino
Musica: Enrique Escobar
Fotografía: Antonio L. Ballesteros

Pésimo spaghetti western.
A su falta de guión, le tenemos que sumar también la falta de presupuesto. Y si encima los actores no son muy buenos, pues la cosa no funciona nunca.

Después de acabar la guerra, un soldado sureño vuelve a su rancho, pero antes salva a un mestizo de la muerte, así que este se va a vivir con él y con la hija del soldado.
Al cabo de los 10 años, aparece por el rancho un hermano de un hombre al que mató el ex-soldado, y ya tenemos la cosa lista.

Esta es la base del guión, que por desgracia al poco ya comienza a dar vueltas sin sentido de situaciones estúpidas a diálogos de madera.
Mención aparte merecen el aspecto técnico. Al inicio de la película hay un inserto de un mensaje escrito en un papel que da vergüenza ajena, de lo cutre que es. Había poco dinero, pero para poner eso, mejor no poner nada. La iluminación se nota por su ausencia. Y el recurso de la cámara acelerada para parecer que los actores se mueven mas rápido es de risa...
El maquillaje del protagonista, que supuestamente es un mestizo, es peor del que cualquier puede hacerse en su casa con un par de pinturas de carnaval.
La localización para rodar Curro jimenez estaría genial, pero esos montes no son muy del oeste que digamos...
Y podría seguir, pero no me quiero cebar.

En su lado bueno (que alguno tiene que tener), están un par de escenas de tiros, y los dos duelos contando hasta veinte.
Demasiado poco.

PUNTUACIÓN:

HISTORIA: 2
AMBIENTACIÓN: 2
DIRECCIÓN: 3
ACTORES: 2
MUSICA: 2

MEDIA: 2,2


3 comentarios:

Víctor Bilbao dijo...

Muy discreto spaguetti western, nada bueno, más bien malillo, pero que se puede ver gracias a la evidente falta de ínfulas artítisticas, así como a su absoluta falta de ambición (vamos, digo yo, por que si no....).
La historia no es nada, nada original, repitiéndose abundantes elementos comunes a la mayoría de productos del mismo calibre.
Sin embargo, es cierto que no se hace pesada ni es aburridísima, pero los minutos pasan sin que se atisbe el menor rasgo de originalidad ni de rigor en el argumento.
Así, hay momentos verdaderamente ridículos, viéndolos, claro está, desde la perspectiva del espectado. No en vano, en esta ocasión vamos por delante de los personajes, pero hay cosas que no hay por dónde agarrarlas.
Eficaces actuaciones del montón de "secundarios" que dan prestancia a sus taimados personajes (Induni, Rojo, Chandler..).
Bonitos exteriores rodados, entre otros lugares, en Fraga.

Jesús dijo...

Por lo que cuenta Ángel Comas en su tesis doctoral sobre Iquino, las peleas fueron constantes entre el director, que según declaraciones de Ulloa acudía al rodaje bebido, Iquino y Dean Reed, y así salió este esperpento de película. Mala de solemnidad.

ralph dijo...

La verdad, tanto la reseña de Julio Alberto (muy graciosa)como los dos comentarios ponen a la peli a bajar de un burro. Hasta el extremo de que me gustaría verla a ver si percibo tanto desmán. Por cierto, otra de las cosasen del lado bueno que destacaría es el cartel. El hecho de que esté rodada en Fraga también me motiva y, sobre todo, la presencia de Patty Shepard. Fijaciones que tiene uno.