martes, 7 de febrero de 2012

Conrado San Martín

Prolífico actor y ocasional productor español (Higuera de las Dueñas, Ávila 1921) que ha intervenido en más de ciento veinte películas y episodios para televisión, aparte de protagonizar numerosas obras de teatro, y todo ello a pesar de que desapareció profesionalmente, como el Guadiana, en 1968 para no volver al mundo de la interpretación hasta ocho años después en un filme de Pedro Masó. Sólo apareciendo, según he podido comprobar en una página de cine, durante esos años en un papel sin acreditar en el largometraje de Sergio Leone “¡Agáchate maldito!”.

En los primeros años de su vida se dedicaría al boxeo como amateur, al mismo tiempo que empezaba a desempeñar pequeños papeles en el teatro y aparecía como figurante en algunas películas. Durante la década de los cuarenta trabajará como secundario para directores tan característicos como Antonio Román (“Los últimos de Filipinas” y “Fuenteovejuna”), Rafael Gil (“El fantasma y Doña Juanita”, “Don Quijote de la Mancha”), Juan de Orduña (“La Lola se va a los puertos”, “Locura de amor”) o Luis Lucía. Pero su talento no pasará desapercibido y la productora Emisora Films de Ignacio F. Iquino le contratará en exclusiva a finales de esta década convirtiéndole en el galán protagonista de esta productora. 1950 se convertirá en un año clave profesionalmente para Conrado ya que, en Emisora Films, protagonizará ”Mi adorado Juan” de Jerónimo Mihura (su largometraje favorito) y la película de gran éxito dirigida por Julio Salvador y con guión de Isasi-Isasmendi “Apartado de correos 1001”, un gran thriller que, junto a “Brigada criminal”, también producida por Iquino, inauguraría un cine policíaco a la española desarrollado fundamentalmente en Barcelona y Madrid.
El éxito cosechado con esta película le permitiría durante esta década protagonizar un gran número de largometrajes y le animaría a constituir su propia productora de vida efímera, Laurus Films, con la que protagonizaría dos dramas dirigidos por Salvador, ”Lo que nunca muere” y "Sin la sonrisa de Dios”, que no tuvieron demasiada suerte entre el público.
En la siguiente década y en plena madurez constituirá una presencia habitual en las abundantes coproducciones que se rodarían en Europa como “El coloso de Rodas” dirigida en 1961 por Sergio Leone y protagonizada por Rory Calhoun; “Rey de reyes” superproducción dirigida por Nicholas Ray sobre la vida de Jesús de Nazareth, al que encarnó Jeffrey Hunter; “Gritos en la noche” de Jesús Franco; o varios spaghettis entre los que se encuentra “Hasta que llegó su hora”. En 1976, este actor admirador confeso de Spencer Tracy y Gary Cooper, retomaría su carrera interviniendo hasta hoy en películas de Pedro Masó (“La menor”), Pedro Lazaga (“Vota a Gundisalvo”), Vicente Aranda (“Asesinato en el comité central”, basada en una novela de Vázquez Montalbán), Pilar Miró (“Hablamos esta noche”), Miguel Picazo (“Extramuros”) o Jaime Camino (“Dragón Rapide”); al mismo tiempo que, progresivamente, iría intensificando su presencia en la pequeña pantalla apareciendo en series como “Proceso a Mariana Pineda” protagonizada por Pepa Flores, “La huella del crimen” en el episodio sobre el crimen del capitán Sánchez, “Brigada central” serie policíaca basada en unos relatos de Juan Madrid y protagonizada por Imanol Arias, “Los jinetes del alba”, drama bélico con Victoria Abril y Jorge Sanz o la miniserie de televisión dirigida por Fernando Méndez Leite “La Regenta”, adaptación de una novela de “Clarín”.


Su última aparición, en 2008, ha tenido lugar en la miniserie de televisión “La bella Otero”

Filmografía SW:
1965.- “Plazo para morir”
1967.- “Los largos días de la venganza”
1967.“Winchester Bill”
1968.- “Hasta que llegó su hora”/// Reseña adicional
1971.- “¡Agáchate maldito!”/// Reseña adicional
1984.- “Al este del oeste”

2 comentarios:

Belane dijo...

¡Qué gran actor!

Anónimo dijo...

Conrado un gran actor que ha dado el cine Español y un gran señor!