martes, 2 de noviembre de 2010

Arizona Colt


Arizona Colt
1966
Italia/Francia
Director: Michele Lupo
Reparto: Giuliano Gemma, Fernando Sancho, Roberto Camardiel, Corinne Marchand, Nello Pazzafini, Andrea Bosic, Mirko Ellis, Gérard Lartigau, Rosalba Neri, Pietro Tordi, José Manuel Martín, Gianni Solaro, Valentino Macchi, Renato Chiantoni, Tom Felleghy, Ronald Adam, Emma Baron, Jeff Cameron, Pietro Ceccarelli, Alvaro de Luna, Piero Morgia, José Orjas, Riccardo Pizzuti, Guglielmo Spoletini, José Terrón, Peter Martell, Giovanni Scarciofolo, Fortunato Arena, Fulvio Mingozzi, Elio Angelucci, Valentino Macchi, Puccio Ceccarelli, Omero Capanna, Enrique Santiago
Guión: Ernesto Gastaldi, Luciano Martino
Fotografía: Guglielmo Mancori
Música: Francesco De Masi

Coproducción italo-francesa de 1966 que supuso la primera incursión seria (anteriormente había rodado “Dos caraduras en Texas” a mayor gloria de la pareja Franco Franchi y Ciccio Ingrassia) de Michele Lupo director que, procedente del peplum y antes de terminar dirigiendo comedias para Bud Spencer, nos dejó la tardía y crepuscular California (1977) con Giuliano Gemma también de protagonista, quizás su mejor aportación a este género.

Un bandido mejicano llamado Gordo ante la necesidad de reclutar pistoleros para su banda, ya que ha planeado robar el banco de Blakstone Hill, decide asaltar una prisión. Todos los liberados, para evitar ser asesinados, optan por unirse a él menos Arizona Colt, un temible cazarrecompensas. A partir de ese momento los caminos de Gordo y Arizona se cruzarán irremediablemente, al mismo tiempo que irán creciendo su rivalidad y enemistad, hasta llegar al inevitable enfrentamiento final.



Creo que nos encontramos ante un spaghetti western tipo, para lo bueno y para lo malo. Así cuenta con un guión obra de, entre otros, Ernesto Gastaldi y Luciano Martino (responsables de los superiores libretos de “Como lobos sedientos” y “Tu cabeza por 1.000 dólares”) poco original (incluso toma prestado de otros spaghettis algunas ideas. Así se puede rastrear la huella tanto de Corbucci, ya que al héroe antes del enfrentamiento final le destrozan las manos, como de Leone, puesto que Arizona en el definitivo duelo se sirve de un trampantojo para sorprender a sus enemigos), escasamente imaginativo (la falta de ideas se sustituye con abundantes tiroteos y peleas o con otras escenas mil veces vistas como las partidas de póker, aunque una de ellas está justificada para saber más de la personalidad de Arizona, o la tortura del héroe con su posterior recuperación que llevará aparejada, a modo de redención, la eliminación de los bandidos), en algunos momentos incoherente, con un final convencional y con personajes apenas desarrollados, pero al mismo tiempo caracterizado por su agilidad, la ausencia de tiempos muertos y la combinación de escenas tremendamente violentas, sobre todo para su época, junto con otras marcadamente humorísticas que sirven de acertado contrapunto (algún gag me pareció bastante bueno, como el del sacerdote que cada vez que acaba con un bandido apaga una vela en reconocimiento de su pecado), por lo que a pesar de sus casi dos horas de duración no aburre y ofrece una grata diversión. A ello también contribuye la correcta dirección de Lupo que dota a la película de un ritmo trepidante y se luce en alguna escena de gran crudeza como aquella en la que el protagonista es tiroteado a sangre fría.

La banda sonora compuesta por el casi infalible Francesco de Masi es otro de los activos del film, destacando sobre todo un gran y pegadizo tema principal cantado por Raoul , interprete habitual de las composiciones de de Masi (“Dos cruces en Danger Pass”, “Sonora”, “Voy, lo mato y vuelvo”), que se repite con ligeras variaciones (silbado, con protagonismo de la armónica) junto a otros, entre los que sobresale uno marcadamente humorístico con predominio del banjo, que están muy bien insertados en la acción e incluso la potencian.



Por lo que respecta a los actores, un pletórico Giuliano Gemma se muestra cómodo en la piel de Arizona Colt un letal cazarrecompensas, frío, calculador, al que no le gusta actuar de forma impulsiva ya que: “Pensar lleva tiempo”; así como extremadamente egoísta, como lo prueba el hecho de que se mantenga impasible mientras Gordo y sus secuaces roban el banco (en este sentido recuerda a los héroes de Anthony Mann, en especial a Jeff Webster el personaje principal de “Tierras lejanas” que se preguntaba constantemente por qué debía prestar ayuda a sus semejantes si no les debía nada). Además se nos mostrará como un ser tremendamente amoral e incluso repulsivo que sabe aprovecharse de las circunstancias y se muestra indiferente ante el dolor de los demás, ya que siendo el único capaz de apresar al asesino de una muchacha exigirá al padre de la misma una fuerte suma de dinero y acostarse con su otra hija para detener al bandido. Pero al mismo tiempo muestra otra cara mucho más amable y seductora gracias a su carácter más expansivo, a su sonrisa (en un determinado momento un personaje comenta sobre él: “Sonríe como el Arcángel Miguel”), a sus educados modales y a su preocupación por su aspecto físico, características heredadas de su personaje de Ringo.

Junto a Gemma tres actores característicos de spaghetti. En primer lugar el siempre eficaz Fernando Sancho como Gordo, el jefe de los bandidos, que se muestra como un ser impulsivo (ya que no le gusta que la gente piense), perturbado (se vanagloria de haber matado a su padre para quedarse con su reloj), sádico (en una escena, que recuerda a la presentación de Eduardo Fajardo en “Django”, permite que huyan unos desdichados simplemente para dispararlos mientras corren como si se tratase del tiro al blanco) y, al final cuando han acabado con todos sus hombres, patético. En segundo lugar nos encontramos con un estupendo Roberto Camardiel en el rol de Whisky, un borracho que protagoniza la mayoría de las secuencias cómicas de la película y que al final adquiere, como ocurría con Walter Brennan en la mencionada película de Mann, una gran importancia al convertirse en la conciencia de Arizona. Y por último, en un papel más corto, un correcto Giovanni Pazafini como Klay uno de los hombres de Gordo que mantendrá una gran pelea con Arizona. En cuanto al principal personaje femenino, éste recae en una desubicada Corinne Marchand como Jane “una mujer más fría que una noche de invierno” que accede a pasar una noche con Arizona si éste acaba con el asesino de su hermana y que, incomprensiblemente, parece enamorarse de él al final.

Por último comentaros que, dado el éxito del film, en 1970 se realizó la, para mí, inferior “Arizona vuelve” con Anthonny Steffen como Arizona y Roberto Camardiel de nuevo en el papel de Whisky.



En definitiva me ha parecido un típico spaghetti, correctamente realizado que, sin ser de los mejores, se ve con agrado y no aburre.

PUNTUACIÓN:

HISTORIA: 6.
AMBIENTACIÓN: 6.
DIRECCIÓN: 6.
ACTORES: 7.
MÚSICA: 7.

MEDIA: 6.4.

8 comentarios:

Belane dijo...

Qué alegría ver una de mis películas favoritas reseñada aquí. Que yo sepa aún no ha salido el dvd en España. Ojalá me equivoque.
A mí me encanta. Coincido en que Corinne Marchand es quizás demasiado fría para un terrenal Giuliano que se sale por todas partes. Recordemos que está en plena efervescencia en 1966. Por supuesto no estoy de acuerdo con que "incomprensiblemente se enamore de él", por favor, ¡pero si es perfecto! Jeje. Punto de vista femenino... Lo que pasa es que no sé si habrás visto el film en italiano, pero es un juego amoroso, digamos que él la está provocando indirectamente. En su línea habitual, vamos. Tiene frases además muy buenas y la acción, como dices, hace que no decaiga el interés. "Django" es de la misma época. Es un film temprano, no sé en qué medida puede haber cogido prestado temas o motivos de otros, pero está genial. Michele Lupo además es un muy buen director. Ernesto Gastaldi además escribió, entre otras, "Mi nombre es ninguno" y "El día de la ira". Ahí es nada... Bueno, lo dejo aquí, que me emociono... Poca nota, supongo porque es un film "amable", pero la alegría de recordarla lo arregla todo... Saludos

maltese dijo...

Pues no te equivocas, Belane... no ha salido en España en DVD. Cómo otras tantas!!!

Luz dijo...

Excelente post chicos. Los felicito.

Amo los western y creo que lo haré toda la vida (mucho más los clásicos). Dado que claramente aquí saben más que yo, quería pedirles sugerencias por que en Argentina se lanzó una colección de clásicos que esta muy buena pero no llego a comprar todos. Que me recomiendan???

http://www.coleccionwestern.com.ar/

Saludos y muchas gracias!

Jesús dijo...

Hola Luz, el problema de la colección es que los títulos no coinciden con los que se pusieron en España, no obstante te doy mi opinión, tan válida como cualquier otra, de alguno de ellos.

"El tesoro de Sierra Madre" es un peliculón pero no es un western, yo la calificaría como una película de aventuras.

"Bailando con lobos" me gustó muchísimo, narra el fin de una cultura y de un estilo de vida.

En las entregas 3 y 4 hay dos films de la serie dirigida por Anthony Mann e interpretada por James Stewart. El primero ("Sin miedo y sin tacha"" no sé cuál es y el segundo ("Tierra y esperanza") creo que aquí se titulo "Tierras lejanas". Yo ambos me los compraría.

"Paraíso perdido" en España se tituló "El valle de la violencia" y es, para mí, uno de los mejores westerns de Andrew Victor McLaglen, un director de segunda fila. En ésta se nota la influencia de su maestro John Ford y no está mal.

"El zurdo" es un western psicológico de Arthur Penn que cuenta las andanzas de Billy el Niño y creo merece la pena.

"El ocaso de los cheyennes" (aquí "El gran combate") es el último western de John Ford, no es su mejor película del oeste pero merece mucho la pena.

Si eres fan de John Wayne te recomiendo "El alguacil del diablo" (aquí "El rifle y la Biblia") y "Ladrones de trenes" dos westerns menores pero él como siempre está muy bien.

"Entre la vida y la muerte" (aquí "Appaloosa") es un western moderno de ritmo pausado que a mí me gustó mucho a pesar de su actriz principal.

"3:10 to Yuma" no está mal a pesar de un final totalmente ilógico, no obstante prefiero el original dirigido por Delmer Daves.

El resto de películas yo no las compraría.

filomeno2006 dijo...

Gastaldi es Facebooker.
Saludos

E. SANCHES dijo...

Parabéns pela Postagem de "Arizona Colt" que por coincidência Postei uma homenagem a "Raoul" interprete da música tema do filme "Man from Nowhere" no meu blog esta semana.
www.bangbangitaliana.blogspot.com
no Brasil.
Muita música no blog.
Sucesso
Abraço Amigos

lambesis dijo...

Excelente!...esta peli la busque mucho tiempo en alguna version en español, pero nada, hasta que me decidi a hacerle unos subtitulos...jajaja...

una de mis favoritas sin ser de las mejores.

Saludos a todos!!

Belane dijo...

Ya veo que hice un comentario kilométrico (y apasionado). No castigaré más al personal, pero quería añadir que me parece muy acertada la comparación Roberto Camardiel/Walter Brennan.

Saludos arcangélicos.